jueves, 30 mayo, 2024

PP se abre a negociar el Estatuto de C-LM y avanza que votará en contra de la investidura de Page

Afirma que seguirá liderando la alternativa al socialismo en la región, tal y como han verbalizado los dirigentes de su partido

El presidente regional del PP, Paco Núñez, se ha mostrado este jueves abierto a negociar la reforma del Estatuto de Autonomía y ha avanzado el voto negativo de los ‘populares’ de la región a la investidura de Emiliano García-Page, lamentado que el candidato socialista no tenga proyecto «de futuro» para la Comunidad Autónoma.

Durante su intervención en la segunda sesión del debate de investidura, celebrado en las Cortes de Castilla-La Mancha, Núñez ha lamentado que García-Page se preguntara ayer por las intenciones del PP respecto a la reforma del Estatuto con el fin de cambiar la Ley Electoral.

Torre de Gazate Airén

Así, le ha respondido que el PP ya ha presentado por escrito cuál es su intención en ese sentido en las Cortes regionales y que los miembros del Grupo Parlamentario Socialista deberían «haber hecho su trabajo y leerse los documentos de la Cámara».

Así, ha leído la declaración del Grupo Parlamentario Popular en este sentido en la que apoya las medidas que se lleven a cabo para la reforma estatutaria con el fin de la Comunidad Autónoma «se abra a nuevos tiempos» contando con un nuevo marco fiscal y adaptándose a las nuevas necesidades sociales.

Es por ello por lo que el presidente de los ‘populares’ castellanomanchegos se ha mostrado abierto a negociar con el PSOE la reforma del Estatuto que García-Page estableció en su discurso como «un punto fundamental».

NO APOYARÁ LA INVESTIDURA

Con todo, Núñez ha adelantado que el Grupo Parlamentario Popular no va a apoyar la investidura del presidente castellanomanchego porque durante su intervención este lunes no habló de los problemas de los ciudadanos.

Advertisement

«Carece de proyecto para Castilla-La Mancha», ha indicado, para lamentar que García-Page no hablara ayer de la recuperación de la carrera profesional de los sanitarios de la región, algo en lo que, ha dicho, si el Gobierno regional cambia de opinión, tendrán los votos del PP.

Tras criticar que García-Page no hablara del campo de la región, ha aludido al algunos anuncios hechos por el presidente como la creación de 100.000 puestos de trabajo ofreciéndose para que eso pueda ser así, o coincidiendo en la importancia de la Formación Profesional pero destacando el modelo del PP vinculado a la empresa. «Explotemos esa vía», ha indicado.

Se ha referido también al nuevo plan de empleo, para pedirle al presidente castellanomanchego que en la reunión que mantendrá con los agentes sociales les proponga que una parte del mismo esté vinculado a la actividad privada, autónomos y pymes de la región.

También ha solicitado a García-Page que ponga al frente de la cartera de Igualdad a un responsable que «no aplauda» a una ministra responsable de una Ley que ha permitido que miles de violadores estén en libertad y salgan a las calles del país.

Del miso modo, en materia de función pública, el presidente de los ‘populares’ castellanomanchegos ha pedido el reconocimiento de todos los empleados públicos de la región mediante una ley que reconozca su carrera profesional

LLEGAR A ACUERDOS

Ha reivindicado, de otra parte, la necesidad de llegar a acuerdos y para ello ha sacado pecho de los datos obtenidos por el PP en las pasadas elecciones municipales y autonómica, que ha hecho que gobierne al 63 por ciento de la población regional y cuatro de las cinco capitales de provincia.

«Hay un nuevo mapa político que nos obliga a llegar a acuerdos y esta situación ha de tenerse en cuenta», ha indicado, para sumar a ello lo que cree que va a ser un cambio en la política nacional con la elección de Alberto Núñez Feijóo como presidente el próximo 23 de julio.

Es por ello por lo que ha afirmado que no se «esconderá» y que el PP hará su labor de oposición en el Parlamento regional llevando al hemiciclo «todas y cada una» de las iniciativas resultantes del contacto «permanente» con el territorio y la sociedad civil castellanomanchega.

Lokinn

En este sentido, ha pedido al presidente autonómico que «no confunda» legitimidad con credibilidad en el que va a ser su tercer mandato consecutivo al frente de Castilla-La Mancha, el segundo con mayoría absoluta.

SEGUIRÁ LIDERANDO LA OPOSICIÓN

Por último, no ha rehuido el debate sobre su continuidad al frente del PP regional y ha aprovechado la ocasión para «cerrar el asunto» y «cerrar las intrigas palaciegas».

En este sentido, Núñez ha dejado claro que su intención es seguir al frente de sus responsabilidades como presidente del partido y presidente del Grupo Parlamentario Popular en las Cortes regionales.

Una intención, ha zanjado, «verbalizada directamente» por los propios dirigentes de su partido, por lo que ha dicho que seguirá liderando la alternativa al socialismo en Castilla-La Mancha.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí